Chistes cartageneros antiguos

Chistes cartageneros. Hice chistes locales, o sea sobre la actualidad de Cartagena, con diferentes destinos en diferentes épocas. Algunos no llegaron a editarse en papel, otros sí. Aquí rescato de su descanso polvoriento algunos de ellos, de las décadas de los 80 y 90 la mayoría.

Uno que sí se publicó como encarte en el diario La Verdad fue un juego que hice por encargo del CDS (Centro Democrático y Social) el partido de Adolfo Suárez, cuando se presentó a las elecciones  municipales. Había tenido lugar anteriormente el “escándalo de los sobres”, algo similar a lo de Luis Bárcenas en el PP, pero a escala chiquita, y en el que habían estado implicados todos los grupos municipales. Todos menos el CDS pero, claro, es que el CDS no tenía representación municipal en la legislatura en que ocurrió aquello. El caso es que PP, PSOE, PCAN e IU habían sido salpicados por haber recibido un dinero de forma irregular en “sobres”.  No recuerdo el año pero sería a principios de los 90.

Aquella parodia político-humorística estaba inspirada, de una parte en mi otro juego, el de la OTAN y de otra parte en el famoso concurso de TVE “Un dos tres, responda otra vez”. Esta vez se llamaba “Un, dos, tres… ¿sobres otra vez?” preguntándose irónicamente si volvería a repetirse la corrupción o se jugaría limpio esta vez. No conservo las reglas del juego, sólo el “tablero” pero en él se puede ver que algunos lemas o eslóganes de los partidos que concurrían a las elecciones se cambiaron en el juego y “Porque corren nuevos tiempos” se convirtió en “Porque corren nuevos sobres” y otra que era “Por las cosas bien hechas” se transformó en “Por los sobres bien hechos”. El juego fue reproducido a dos tintas, por falta de presupuesto, claro.

 Juego-para-el-CDS

Los sobres, antes de que los hiciese famosos Bárcenas.

Otros chistes cartageneros

En la galería de imágenes siguientes hay algunos ejemplos de chistes cartageneros, algunos se entendieron en su momento porque correspondían a asuntos, como se dice, de “candente actualidad”, y que hoy están completamente obsoletos, como la caída del muro de Berlín, la aparición del SIDA, la implantación de la ORA, el escándalo de Juan Guerra, etc.

Deja un comentario