Votar puede matar

Creo que, como dijo Churchill, Winston para los amigos, la democracia es el menos malo de los sistemas de gobierno que se conocen.

Es cierto que, cuando se elige mal, votar puede matar. Y a la vista de las últimas mayorías absolutas habidas, resulta palpable, aún más con la última que estamos padeciendo con el gobierno de Rajoy. Los recortes en sanidad, en pensiones, en cultura, en educación, en sueldos, en derechos, son hechos que matan. Unos a corto y otros a medio o largo plazo, pero matan.

votar-puede-matar

Pero se está extendiendo mucho, demasiado, la idea de que todos los políticos son iguales, que es mejor no votar, que con Franco vivíamos mejor, cuando no se podía votar, cuando la corrupción no había porque sencillamente se silenciaba a quien hablase. Por que la dictadura sí que mata y comparado con eso los recortes son meros problemas a solucionar. De modo que a ver si los árboles nos impiden ver el bosque.

Efectivamente, votar puede matar, pero no votar… mata. Directamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.